Seguinos vía Facebook

Buscanos en Facebook como Secuencia Inicial y agreganos a tu perfil, compartimos videos y novedades.

lunes, 20 de agosto de 2012

JOHN LENNON - IMAGINE (1971)

Imagine (publicado en septiembre de 1971) fue el segundo álbum de John Lennon, y a la postre su trabajo más popular. Un disco repleto de canciones maravillosas, varias de las cuales contenían espectaculares arreglos de cuerda. Fue un álbum grabado, casi en su totalidad, en el estudio personal que el ex beatle había construido en su mansión de Tittenhurst Park, la misma en donde Los Beatles realizaron su última sesión fotográfica juntos, y que después John le vendería a Ringo
Seguramente, gran parte del éxito del álbum se deba a su tema homónimo, “Imagine”, que se convertiría en un himno a nivel mundial, así como una de las canciones más reconocibles y paradigmáticas de la carrera de Lennon... ¿Qué otra cosa podríamos agregar de este tema que no se haya dicho aun? Usted no sabe, yo tampoco; así que sigamos…
Alguna vez, en el programa de televisión Play Time, Gustavo Cerati eligió a “Jealous Guy” entre sus canciones preferidas, diciendo que era una melodía pop perfecta, casi imbatible. Y algo, o mucho, de eso hay ya que “Jealous Guy” es una canción hermosa, inigualable. Una historia con la que se pueden sentir identificados millones de muchachos celosos alrededor del mundo… Tantas inseguridades, tantos temores –muchas veces en vano- descriptos en forma certera en estas líricas… Y es que John Lennon, a pesar de ser la figura de la estampita, del póster; era tan dolorosamente humano como usted, yo, y el de enfrente: un tipo inseguro, neurótico, violento, paranoico, a veces arrepentido, triste, sensible, celoso... La letra de “Jealous Guy” también estaba vinculada a un momento particular de Lennon. Hacia apenas un año que se habían separado los Beatles y todavía se sentían los temblores del movimiento sísmico, a escala mundial, que significó tamaño evento. Por otra parte, John estaba muy influenciado por la terapia del Grito Primal del doctor Janov, que lo llevaba a combatir sus demonios, sus inseguridades –esos miedos, ahogados, pero que nos siguen acompañando desde la más tierna infancia- dejándolos al descubierto, en un ahogado grito desgarrador literal. Bastante de eso hubo en su primer opus solista e intimista, (Plastic Ono Band, 1970); un disco que reflejaba los sentimientos más profundos de un ser angustiado. Esa obra, a pesar de no ser un éxito masivo de ventas, a la larga se transformaría en una de las producciones más inspiradoras, e imitadas, de la historia del rock. Sino pregúntenles a los Strokes o a Lenny Kravitz (por nombrar sólo a dos artistas) que se ve que lo escucharon largo y tendido… Plastic Ono Band sería un disco que se adelantó a su tiempo y por eso no pudo ser digerido fácilmente por un público aun aturdido por la separación de la banda más amada de la historia, un público que aun no se había acostumbrado a pensar que los ´60 no existían más… 
En Imagine la historia sería distinta, desde el vamos, por la participación de Phil Spector, en carácter de co-productor. Por él, y por su ímpetu por convertir a Lennon en un solista ex beatle exitoso, algo que ya había logrado con la producción del triple All Thing Must Pass de Harrison, en 1970. John se encontraba en un excelso momento compositivo, y Spector –con su wall of sound- parecía ser el tipo más indicado para agregarle un toquecito pop, si se quiere, ideal para endulzar un poquitito esas dolorosas canciones lennonianas. “Jealous Guy” es un precioso ejemplo de eso, la comunión perfecta entre la canción lennoniana y las ambiciones wagnerianas de Spector por hacer “sinfonías para adolescentes”. El tema empieza con el piano, tocado a dúo por Lennon y el gran Nicky Hopkins, y la primera estrofa es la que desemboca en ese inmortal estribillo: “I didn`t mean to hurt you / I`m sorry that I made you cry / I didn`t want to hurt you / I´m just a jealous guy” (“No pretendí herirte / Siento que te hiciera llorar / No quise herirte / Sólo soy un muchacho celoso”). Cuantas veces nos habrá pasado esto, ¿no? Los arreglos de cuerdas son hermosos, así como hermosa es la forma en que Lennon silba la melodía de la canción, antes de la parte final de este tema sublime. Lo que quizá muchos no sepan, es que el tema había sido compuesto bastante antes de ser incluido en Imagine. Más precisamente durante la estadía de los fab four en la India en 1968, durante su retiro espiritual junto al Maharashi, y que tenía otra letra y nombre: “Child of Nature”. Con esa denominación se lo puede encontrar a esta misma melodía –en una versión cantada por Lennon solo acompañado por una guitarra acústica- en varios discos piratas de los Beatles, incluidos los piratas de los ensayos de (la película) Let It Be. Luego, en 1982, Roxy Music haría un bello cover de “Jealous Guy” para su disco Avalon, y, en 1988, se estrenaría un impactante video clip del tema original que recopilaba lo mejor del esplendido documental “Imagine: John Lennon”. 
Otros momentos importantes del álbum Imagine eran los temas "Oh My Love", una dulce canción compuesta para Yoko Ono (por favor, chequeen la hermosa versión de este tema realizada por Luis Alberto Spinetta en el disco de Los Durabeats, en 2005), y la contemplativa "How?", en donde Lennon reflexionaba sobre los vericuetos existenciales propios del doloroso devenir humano, seguramente, en una visión muy influenciada por sus experiencias vividas durante su estadía, realizada en 1970, en el centro terapéutico de Janov. En sí, "How?" relevaba varias de las preguntas que Lennon se formulaba durante los cambios producidos en el tiempo que realizó la terapia de Janov. Pero no solamente canciones tiernas y reflexivas poblaban este disco, porque Imagine también daba cuenta del amor de John por los ritmos frenéticos, así como de sus raíces rockeras, en temas como "Crippled Inside"(alevosamente dedicado a Paul McCartney) y "It's So Hard", así como en la provocativamente encantadora "Gimme Some Truth", en donde John se descolgaba con uno de sus más brillantes y potentes temas solistas. Por su parte, "I Dont't Wanna Be A Soldier" cerraba el viejo lado A detonando una pancarta activista en contra de la militarización y el reclutamiento forzado, en tiempos en donde aun no se había resuelto el problema de Vietnam (y quedaban aun tantas otras guerras futuras por venir…). Otro de los momentos más recordados de Imagine era la canción "How Do You Sleep?", en donde Lennon aprovechaba para mofarse a fondo, y sin ninguna sutileza o eufemismo, de Macca, tomándose “revancha” de la letra del tema de Paul “Too Many People”, que Lennon creía que su ex compañero le había dedicado, en especial por ese fragmento que se preguntaba que se podía hacer por “un muchacho que había arruinado todas sus oportunidades”. Lennon suponía que ese “pobre muchacho” era él, y reaccionaria con furia ante su ex compinche. Por este motivo, y fogoneado por su manager Allen Klein (enemigo acérrimo de McCartney), se cebaría componiendo una canción que era una brutal bola de bilis. Sin embargo, se dice, que varias de las letras hirientes hacia McCartney, deliradas por Lennon y Klein, fueron dejadas de lado debido al consejo de Ringo Starr –otro de los participantes en la grabación del disco- quién veía en esta actitud de Lennon mucho infantilismo agresivo al pedo. Por eso, en medio de la grabación del tema, el baterista solamente se limitaría a decirle a su amigo: “Basta John”. También, en esta canción, así como en “Crippled Inside” y "Gimme Some Truth" (¡ese slide!), se destaca George Harrison como músico invitado –entonces, del lado de Lennon en lo que respectaba al pleito beatle-, realizando un brillante trabajo, con sus punzantes solos guitarreros. Por fin, la alegre “Oh Yoko” mostraba a Lennon, de nuevo como en sus primeros tiempos en Los Beatles, dando cátedra en la armónica. Un punto final bien up para un disco espectacular que alcanzaría el puesto número 3 en las listas de la Billboard, y el 1 en el mercado discográfico británico.
Emiliano Acevedo.-



No hay comentarios. :